Primero de Mayo, primero la vida
mayo 1, 2020
Recorte a la educación superior: una medida que ahondará la crisis
mayo 8, 2020
Mostrar todo

El rol de las MiPYMES para salir de la crisis

 Rafael Pacheco

Sin duda la coyuntura actual de la economía, agravada por los impactos del COVID-19, obliga a que los principales actores: el estado, el sector privado y la academia, de manera articulada, identifiquen e instrumenten soluciones que resuelvan las urgencias del corto plazo pero que también nos permitan comenzar a trabajar para el mediano y largo plazo

Para el corto plazo se han esbozado un sinnúmero de medidas de corte fiscal (austeridad y reducción del gasto), otras de corte tributario, financiero a través de la banca pública y privada, de solidaridad empresarial, bonos para canalización directa de recursos, restricción de importaciones suntuarias, renegociación de la deuda, repatriación de activos y otros urgentes como autorizar un sobregiro del Banco Central a las cuentas del Estado para contar con recursos inmediatos que nos permitan enfrentar la crisis con un mayor nivel de liquidez.

Para el mediano y largo plazo la reactivación de la economía depende en gran medida de la supervivencia y crecimiento de las MiPYMES que concentran aproximadamente el 60% de las fuentes de empleo registradas en el IESS, sin contar con la gran masa de trabajadores que laboran en actividades informales agrupadas alrededor de las microempresas.

Los grupos económicos y las grandes empresas se mantienen como los más fuertes y menos vulnerables con las mejores opciones de seguir creciendo y concentrando el poder económico. Para el 2018, de acuerdo a datos del INEC, del total de empresas a nivel nacional, solo el 3.91% corresponden al grupo de las grandes pero que, sin embargo, generaron ventas equivalentes al 72% del total nacional.

Con el propósito de encontrar un espacio sostenible y sustentable de crecimiento para las MiPYMES, propongo construir un modelo de organización productiva superior con este tipo de empresas, basado en la asociatividad y los clústeres, que articule la cooperación del sector público, privado y la academia.

Desde una perspectiva estratégica, sugiero entre otros, algunos aspectos que apuntalan la construcción de la propuesta.

EJE FINANCIERO

  • Fortalecimiento de la banca de Desarrollo: CFN y BanEcuador.
  • Reingeniería de las instituciones financieras de la Economía Popular y Solidaria para disminuir costos de financiamiento.
  • Reducción de tasas de interés a niveles inferiores o iguales al 5%.
  • Contemplar periodos de gracia razonables para el capital y los intereses dependiendo del giro de la actividad.
  • Fortalecer al Fondo Nacional de Garantías que aporte a respaldar las operaciones de crédito.
  • Asignar recursos para conformar un gran Fondo de Capital de Riesgo con recursos provenientes del Estado, sector privado y depositantes de la banca que encuentren en esta opción beneficios tributarios y mejores retornos, Organismos Internacionales de Desarrollo: CAF, BID, BIRF, etc.
  • Fomentar y socializar el Crowfunding.
  • Disminución / eliminación de impuestos para importación de bienes de capital y materias primas relacionadas con actividades productivas asociativas o insertas en encadenamientos productivos.
  • Reestructuración de las operaciones de crédito con plazos mayores, menor tasa de interés y periodos de gracia que garanticen la sostenibilidad del flujo de caja de las MiPYMES

Fuente: Ecuador 221.

EJE OPERACIONAL

  • Definición de políticas y normativa publica que sustenten el modelo -para evitar que sean iniciativas del gobierno de turno- asignando mayores responsabilidades a los GAD’s y blindándolas de los vaivenes de la política tradicional.
  • Fortalecimiento del gobierno electrónico y disminución de la tramitología. Un gran ejemplo es Estonia que logró reducir el gasto público en un 2% del PIB, garantizando mayores niveles de transparencia en la gestión pública.
  • Impulsar acuerdos comerciales estratégicos con otros países.
  • Inteligencia de Mercados: Oficinas Comerciales en el Exterior, ProEcuador, CORPEI, FEDEXPORT, etc.
  • Fomento y diversificación de las exportaciones de las PYMES con programas de financiamiento y asistencia técnica oportuna que impulse el comercio electrónico.
  • Garantizar la soberanía alimentaria y dar atención preferente a la Agricultura Familiar Campesina.
  • Conformación de una operación logística potente con participación mayoritaria del Estado que garantice el transporte directo de productos a mercados locales e internacionales, disminuyendo la intermediación y los costos de la economía.
  • Repotenciación de infraestructura y centros de acopio dispersos en el territorio nacional asignando responsabilidades a GAD’s y Asociaciones de Productores para su optima utilización.
  • Impulsar y fomentar las actividades asociativas con el respaldo de la Economía Popular y Solidaria, Cámaras de Pequeños y Medianos Productores, ONG’s, Asociaciones y otros.
  • Profundizar en el estudio del capital social que desarrolla las actividades productivas para resolver potenciales problemas que afectarían su normal desempeño

Fuente: Ecuador Williana

EJE DE SOSTENIBILIDAD Y SUSTENTABILIDAD

  • Constitución de un Fondo Nacional con recursos provenientes de un porcentaje de los resultados de la actividad productiva -que deberá ser deducible de impuestos-, por el sector público, por el sector privado y por organizaciones internacionales de cooperación para:
  1. CAPACITACION Y ASISTENCIA TECNICA A LAS MiPYMES en temas como: innovación tecnológica en actividades productivas, calidad, generación de valor agregado, digitalización de empresas, e-commerce local y de exportación, certificaciones internacionales de BPM, Comercio Justo, ISO, Rainforest, GlobalGap, etc., incubadoras de empresas y emprendimientos que se inserten en los encadenamientos productivos.
  2. RESPONSABILIDAD SOCIAL aportando para la infraestructura y equipamiento de instituciones de salud y educación en las zonas de influencia.
  3. RESPONSABILIDAD AMBIENTAL para prevención, control y mitigación del impacto que generen las actividades productivas, con el fin de mejorar la infraestructura de manejo de efluentes líquidos y desechos sólidos, aportando con tecnologías de sustentabilidad.

Todo lo anteriormente esbozado, necesita de un debate amplio y una retroalimentación muldimensional, pero en términos generales los beneficios directos más importantes del desarrollo productivo, basado en la asociatividad y los clústeres con MiPYMES, apuntan a redistribuir la riqueza de una manera más justa, resaltando entre otros aspectos los siguientes:

Comparte:
Rafel Pacheco
Rafel Pacheco
Formación profesional en Economía con especializaciones en Preparación y Evaluación de Proyectos de Inversión, Planeación Estratégica, Inteligencia de Mercados e E-Commerce. Mas de 25 años de experiencia en el sector productivo y de exportación, desarrollo de modelos e indicadores de gestión, capital de riesgo, certificaciones internacionales, apertura de mercados, cadenas logísticas y comercio justo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *